Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Política De Cookies

Quemaduras ¿Cómo tratarlas?

Quemaduras ¿Cómo tratarlas?

La piel se compone principalmente de tres capas: 

  • La epidermis: es la capa más extensa. Su función es la de protegernos de los microorganismos externos e impedir la pérdida de agua.

  • La dermis: es un 20% más gruesa que la epidermis. En ella se encuentran los vasos sanguíneos, los linfáticos y algunas estructuras nerviosas. Además, aquí encontramos los folículos pilosos y las glándulas sudoríparas.

  • La hipodermis: es la capa más interna y funciona como aislante del cuerpo para mantener la temperatura corporal. En ella se encuentran vasos sanguíneos, células grasas y troncos nerviosos.

 

¿Qué es una quemadura?

Nuestro cuerpo aguanta temperaturas altas de hasta 40ºC. Cuando superamos esa temperatura, las proteínas se desnaturalizan y se altera la capacidad de reparación celular, lo que en el caso de la piel, conlleva el tener que realizar injertos para poder cicatrizarla.

Hay muchos elementos con los que podemos causarnos quemaduras: productos químicos, fuego, radiaciones, líquidos hirviendo, descargas eléctricas u objetos incandescentes.  

Las quemaduras normalmente son causadas por accidentes domésticos o laborales y pueden clasificarse en varios tipos. 

 

Tipos de quemadura

Según la profundidad y la extensión de la quemadura, podemos clasificarlas en:

 

Quemadura de primer grado

Quemadura de primer grado o Eritema. Afecta a la epidermis, la capa cutánea superficial. El grosor de la quemadura es parcial y produce un enrojecimiento en la zona afectada.

 

Quemadura de segundo grado

Afecta a la epidermis y a la dermis. El grosor también es parcial y se dice que la quemadura “llora” ya que es muy dolorosa y conlleva una pérdida considerable de líquidos. Se produce inflamación y la aparición de ampollas llamadas Flictenas.

 

Quemadura de tercer grado

Quemadura de tercer grado o Escara. Afecta desde la epidermis hasta la hipodermis. El grosor es tan grande que la piel se torna como cuero seco, a veces toma un color blanquecino. Llega a destruir terminaciones nerviosas, por lo que muchas veces no se siente dolor.

 

Quemadura solar, por agua hirviendo, por láser, por plancha, por horno…¿son lo mismo?

Las quemaduras solares, por agua hirviendo, por láser, por plancha o por horno son quemaduras térmicas por elevación de temperatura, y por tanto se tratan igual.

 

¿Qué crema o pomada usar para las quemaduras?

Cuando sufres una quemadura, lo primero y más eficaz que tienes que hacer es echar agua fría sobre ella

 

Los mejores remedios caseros para las quemaduras.

Hay muchas creencias sobre la utilización de aceites, pasta de dientes, aloe vera, vinagre o miel. Pero no es recomendable la utilización de ninguno de estos productos, lo mejor es aplicar agua simplemente.

 

¿Cómo curar una quemadura?

Lo más importante antes de comenzar con la asistencia al paciente que ha sufrido la quemadura, es eliminar la causa que lo ha provocado, es decir, apagar el foco de calor que ha producido la herida.

Una vez que hemos controlado la situación:

  • Aplicar abundante agua durante 20 o 30 minutos sobre la quemadura. Lo importante es refrescar la zona. Si la quemadura es muy grande hay que tener cuidado con no enfriar al paciente, ya que hay riesgo de hipotermia.

  • Desprender a la persona afectada de todas aquellas cosas que mantengan el calor como ropa o joyas.

  • Utilizar paños o gasas limpias humedecidas en agua para envolver la quemadura. No deben de estar muy apretadas.

  • Llevar al paciente a la Unidad de Quemados del centro hospitalario más cercano. Si la lesión ha sido muy grave, trasladar en posición lateral, esto evitará que vomite en el camino.

  • Durante el proceso y sobre todo si el afectado tiene problemas cardíacos previos, si la quemadura se ha producido por electrocución o si tiene más del 20% de la superficie corporal afectada; habrá que vigilar los signos vitales.

 

¿Es bueno pinchar una ampolla de una quemadura?

Las ampollas no deben explotarse en ningún caso ya que el líquido que encontramos en su interior está preparado para protegernos de cualquier infección.

 

¿Cómo saber si una quemadura está infectada y cómo curarla?

Los síntomas de que una quemadura está infectada son:

  • Mucho dolor.

  • La zona se enrojece de forma importante.

  • La quemadura supura una especie de pus líquido de color blanco.

  • La herida desprende un olor desagradable.

  • Aparecen puntos blancos.

Cuando la quemadura presenta estos síntomas, lo mejor es seguir la norma general de actuación y que un profesional de la salud decida cuál es el tratamiento adecuado.

 

Quemadura por fuego

En el caso de las quemaduras producidas por fuego lo primero es apagar las llamas. Estas no se deben sofocar con agua en ningún caso. Las llamas las apagaremos con una manta o revolcando al paciente por el suelo.

Una vez controlada la fuente de calor, aplicaremos la norma general.

Muchas quemaduras por fuego van asociadas con la ingesta de monóxido de carbono, lo que produce intoxicación o quemaduras en las vías respiratorias, además de inflamación de las vías aéreas superiores. Hay que poner especial atención en el control de los signos vitales y la respiración de la persona quemada.

 

Quemadura químicas

Cuando se producen quemaduras químicas, la gravedad depende de dos factores, el producto con el que se tenga contacto y la duración de esa exposición. Los pasos a seguir son:

  • Retirar el producto con abundante agua. ATENCIÓN: hay ciertos productos químicos que reaccionan ante el agua, por lo que no es conveniente usarla siempre. Es necesario que la persona que socorra conozca la FDS.

  • Desprender a la persona quemada de todos los objetos en contacto con su piel.

  • Aplicar la norma general de actuación.

Si el producto químico entra en contacto con los ojos hay que mantenerlos abiertos durante 20 minutos para irrigarlos y aplicar peras de agua o frascos irrigadores.

 

Quemaduras eléctricas

La corriente eléctrica no solo produce daños a nivel interno como paradas cardio-respiratorias o convulsiones, también puede producir quemaduras cutáneas en los puntos de entrada y salida. 

Los paso a seguir son:

  • Cortar la corriente eléctrica previniendo que la persona quemada pueda caer al suelo.

  • Evacuar al sujeto. En caso de parada cardio-respiratoria, poner en marcha el soporte vital básico.

  • Buscar la lesión más grave. Puede haber sufrido fracturas o hemorragias.

  • Aplicar un apósito estéril y limpio sobre la quemadura.

  • Evacuar al paciente de forma urgente aunque no presente trastornos graves.

OTP, Oficina Técnica de Prevención

Impulsamos la prevención de riesgos laborales y ayudamos a fomentar el bienestar, la seguridad y salud de las personas en las organizaciones. #PRL #SST

casino siteleri bedava bahis tarafbet