Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Política De Cookies

Vuelta de las residencias de dia: entre la urgencia y la prudencia

Vuelta de las residencias de dia: entre la urgencia y la prudencia

Las residencias de día son centros especializados en atender a personas mayores que por medio de actividades lúdicas favorecen su estado de bienestar físico, mental y social; sin duda son centros para mejorar la salud, o al menos para reducir al mínimo la pérdida de salud; su importancia está poco valorada, y su necesidad social y de bienestar para los mayores es incuestionable. Las residencias de día mejoran la calidad de vida de nuestros mayores. Por lo tanto: que abran por favor.

¿Por qué no abren ya las residencias de día?

Por una parte el Gobierno ya permite las aperturas y visitas según Orden SND/440/2020, refiriendo en su artículo 20: “Las comunidades autónomas y las ciudades autónomas podrán permitir en su ámbito territorial la realización de visitas a los residentes de viviendas tuteladas, centros residenciales de personas con discapacidad y centros residenciales de personas mayores, así como la realización de paseos por los residentes”

“Corresponderá a las comunidades autónomas y a las ciudades autónomas establecer los requisitos y condiciones en las que se deben realizar dichas visitas y paseos”

La Comunidad Valenciana ya permite los reingresos de las personas usuarias de residencias, que durante la pandemia solicitaron el alta voluntaria (evidentemente con condiciones), y además permite también las visitas de familiares con medidas estrictas de obligado cumplimiento. Pero, por qué transcurridos varios días desde que La Comunidad Valenciana entró en Fase 2, hay residencias de día que están cerradas.

Quizá la respuesta la encontremos en la prudencia, pero también se detecta miedo y ausencia de asesoramiento profesional.

Las residencias de día no deben tener miedo

El golpe sufrido por la pandemia ha tenido enormes repercusiones: víctimas mortales, pérdidas económicas, paro, ansiedades, depresiones, bajo rendimiento escolar, bajo rendimiento laboral, etc.

Pero a nuestros mayores:

  • Sí, los protegemos con el distanciamiento social y evitando el contacto físico.

  • Sí, los protegemos con el uso de mascarillas.

  • Sí, los protegemos cumpliendo un aforo limitado restrictivo.

  • Sí, los protegemos con test PCR.

  • Sí, los protegemos obligando a que se tomen en los accesos temperaturas corporales y controlando que no tengan síntomas los usuarios.

  • Sí, los protegemos con higiene de manos

  • No los protegemos no abriendo residencias de día.

  • No los protegemos dejándolos en casa perjudicando su estado físico, mental y social.

  • No los protegemos aislándolos.

En resumen, apliquemos medidas, hagamos controles, las residencias de día no deben temer miedo, sí prudencia.

Las residencias de día y el asesoramiento profesional

Las residencias de día permanecen cerradas porque en general carecen de un especialista, que en materia de prevención de riesgos les haya expuesto un plan para la apertura, efectivo y seguro, y que además transmita la confianza necesaria para que los responsables de la residencia abran sus puertas. El equipo técnico que elabora el plan y la dirección de la residencia deben trabajar de manera coordinada.

OTP dispone de un equipo técnico de especialistas en prevención de riesgos que trabaja incansablemente en la elaboración de planes de contingencia frente al COVID19, siguiendo y actualizando la documentación y el asesoramiento en las diferentes fases de la desescalada. Confiar en un buen Servicio de Prevención es sin duda la principal medida preventiva que debe tomar toda empresa en cualquier actividad; especialmente en estos tiempo tan complicados y en actividades tan expuestas como las residencias de día. Éstas deben confiar en profesionales, y abrirán sus puertas con garantías para ellos y para nuestros mayores, por supuesto con estrictas medidas de control, pero la sociedad necesita a las residencias de día. Por favor y gracias.

Julio Benages Cadroy

Técnico Superior de Prevención de Riesgos Laborales en OTP (Oficina Técnica de Prevención).

Solicite su presupuesto